martes, 15 de enero de 2013 Volver a las noticias
El director del Archivo Nacional de Catalunya recupera en un libro los sangrientos Hechos de Solivella

Diario de Guerra.-15/01/2013.-La Iglesia Parroquial de Solivella fue el escenario domingo de la presentación del libro 'El monument de la plaça de la Creu. L’ombra allargada dels “Fets de Solivella” (El monumento de la plaza de la Cruz. La sombra alargada de los "Hechos de Solivella"), del historiador y actual director del Archivo Nacional de Catalunya, Josep Maria Sans Travé, hijo de este municipio de la Conca de Barberà. El libro recoge la situación de Solivella tras la ocupación franquista y se centra en exponer el surgimiento de la idea de construcción del monumento franquistas de la Plaza de la Cruz, el escenario político de entonces y la problemática que generó su construcción. La obra forma parte de un estudio más amplio que Sans Travé elabora sobre los Hechos de Solivella, sucedidos entre julio de 1936 y febrero de 1937 y que provocaron la muerte de 36 vecinos del pueblo-la inmensa mayoría considerados de derecha -. Terminada la guerra, la represión franquista permitió una venganza mortal que acabó con la vida de 22 personas más. En total, murieron 58 personas, relata el historiador David Tormo en el libro 'Breu història de la guerra civil a Catalunya' (Edicions 62, 2005).

La obra de Sans Travé aporta documentación original: escrita, gráfica y epigráfica, que permite que sea el mismo lector quien extraiga las conclusiones y llegue a saber qué pasó en Solivella en aquellos años luctuosos y dramáticos. Sans Travé manifestó que ha escrito el libro desde el punto de vista histórico, donde no se habla de héroes ni de asesinos, "hablo de la gente de nuestro pueblo protagonista de unos hechos lamentables, ya que Solivella fue el pueblo de Cataluña más castigado a raíz de la Guerra Civil ". "Por este motivo-aseguró-he intentado ser lo más objetivo y riguroso posible".

El acto reunió a un numeroso público en la Iglesia Parroquial de Santa María y fue presidido por el presidente de la Diputación de Tarragona, Josep Poblet. También participaron el alcalde de Solivella, Enric Capdevila, el director del Memorial Democràtic de al Generalitat de Catalunya, Jordi Palou-Loverdos, el notario barcelonés y autor del prólogo, Lluís Jou, el director de Pagès Ediciones, Lluís Pagès; a Además del autor de la obra. Entre el público asistente destacó la presencia del ex conseller de Gobernación de la Generalitat y ex presidente de la Diputación, Josep Gomis, del delegado de Cultura de la Generalitat, Jordi Agràs, de la directora de los Servicios Territoriales de Gobernación y Relaciones Institucionales de la generalidad, Rosanna Camps, y diferentes alcaldes y escritores de la Conca de Barberà.

El Notario de Barcelona, ​​Lluís Jou, subrayó que el libro ha sido escrito con respecto a los desaparecidos en aquellos años tanto luctuosos de la Guerra Civil y de la posguerra, ya que no se habla de vencedores ni vencidos, ni de héroes ni de criminales "sino que lo único que pretende es dar a conocer unos hechos, donde no todos fueron buenos ni todos fueron malos".

Resistencia de las derechas y asalto miliciano


Un numeroso grupo de vecinos de derecha se hicieron fuertes en varias viviendas de Solivella raíz del alzamiento militar. Disponían de armamento militar y esperaban resistir a la espera de un posible liberación a carago de tropas alzadas procedentes de Zaragoza. Ante ello, el Ayuntamiento declaró el estado de guerra. El pregonero local fue asesinado a tiros mientras pregonaba el estado de guerra por las calles. Las autoridades reaccioaron reclamando ayuda a las fuerzas de orden público y los comités antifascistas. El 24 de julio de 1936, decenas de milicianos bajo el mando de un guardia civil asaltaron las viviendas donde resistían los hombres de derecha. Más de una decena de heridos, que habían sido detenidos, fueron fusilados por los milicianos sin juicio previo en varios lugares del municipio. Las ejecuciones sumarias de personas vinculadas con la resistencia continuaron los próximos días. En febrero de 1937, y como represalia a la matanza de refugiados en la carretera entre Málaga y Almería, elementos de la FAI ordenaron la ejecución de un grupo de vecinos detenidos. A la cifra de 36 vecinos muertos en ese periodo habría que añadir los 22 durante la represión franquista.

Sans i Travé
Josep Maria Sans y Travé es licenciado en historia medieval por la Universidad de Barcelona y doctor en filosofía y letras por la Universidad de Bolonia. Ha sido profesor en varias universidades, jefe del Servicio de Archivos de la Generalitat de Catalunya, y director general del Patrimonio Cultural. Desde 1992 es director del Archivo Nacional de Catalunya. Asimismo, Sans Travé es miembro de varias asociaciones culturales y forma parte de diferentes comités, consejos de dirección y patronatos de revistas, instituciones y fundaciones. Ha publicado varios libros y trabajos sobre el notariado catalán, los órdenes religiosomilitares catalanes, el monasterio de Vallbona de les Monges, Conca de Barberà y Solivella,

  • Imagen del acto de presentación del libro. Foto: Diputació
    Imagen del acto de presentación del libro. Foto: Diputació